Hoy vamos a hablar del los números 0 y 2.

El cero

Es inmediato pensar en el cero y visualizar un círculo donde no existe comienzo y fin. Es un vacío que progresa fuera del espacio y del tiempo. Representa lo que NO se manifiesta, puede ser todo o nada.
En el árbol de la vida lo podríamos ubicar arriba del Kether (1) en los niveles Ain, que son diferentes dimensiones del infinito (Ain Sof es el No Ser, un principio que permanece no manifestado y es incomprensible a la inteligencia humana).
Cuando reducimos un número, el 0 no aparece, pero potencia al número resultante, por ejemplo el 10 =1+0=1, pero este 1 tiene una potencia y una fuerza diferente gracias al 0, que lo acompaña. Esto significa que este 1 resultante de la suma de 1+0 es más potente y tiene más energía que un simple 1.

Es un número enigmático, al que tenemos que acercarnos con prudencia.
Encontraréis textos que lo definen como negativo por ser indefinible, pero yo estoy totalmente en desacuerdo con esta filosofía.


El 2


El 1 transmite su fuerza al 2, que representa el PRINCIPIO FEMENINO, y está asociado a la Luna.
El 2 nace del 1 y forma con él un sistema binario, teniendo así dos polos: El masculino Yang y el femenino Ying, que se complementan entre ellos.
La energía del 1 viene asimilada y trasformada interiormente en el 2.
Por su forma gráfica compuesta por líneas curvas y rectas (2) notamos adaptabilidad y flexibilidad. El 2 está siempre ligado a la RELACIÓN CON EL OTRO.


Este número. Duada, representa la segunda Sephira del árbol de la Cabala , CHOKMAH o HOCHMAH.

Chokmah o Hochmah se caracteriza por una actitud de disponibilidad, de sentir y de ser. Tiene como objetivo Dar y Recibir (la tierra que acoge la semilla para poder germinar)

Es el número de la maternidad, feminidad, y se corresponde con el arquetipo Madre.


Gracias a sus capacidades de escuchar y a su delicadeza, pueden cambiar el curso de las cosas o la opiniones de los demás. Es el número de la colaboración.

Si no están reconocidos por los otros, viven con un gran complejo de inferioridad, dudando de ellos mismos.

Son incapaces de soportar los conflictos y se tragan sus emociones hasta el punto de asfixiarse y destruirse.
Está también relacionado con los órganos dobles del cuerpo: pulmones, riñones, órganos sexuales, etc …

Las personas que tienen este número, como resultado de sus nombres, quieren ser amadas y amar, y quieren llenarse de dulzura y de ternura. Tienen miedo a la soledad y durante todas sus vidas buscan la fusión con el otro.
Tienen capacidad de gran diplomacia, adaptación e intuición.
Tienen un gran potencial artístico gracias a su sensibilidad y su apertura al mundo de la imaginación y de los sueños.
En el cuerpo humano el 2 corresponde al hemisferio cerebral derecho, la imaginación, sensibilidad e intuición.
Las características negativas son: Duda, complejo de inferioridad, falta de autoestima, vulnerabilidad, dependencia, inseguridad, rol de víctima, etc…
En el curso de nuestra vida, el niño debe aprender a separarse de la simbiosis con su madre, para afirmar su propia identidad. La forma de cortar este cordón umbilical determinará muchos aspectos de su vida.

Bibliografía: Contigo mismo de Martine Coquatrix
                     Golden dawn de I. Regardie
                     Gematría de A. Crowley


www.talismanes-lgp.com
www.facebook.com/TalismanesPersonalizados
Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *